Caso: el exconvento de la Merced, ciudad de México

 

Carta al Correo Ilustrado: Elsa Hernández Pons

 

Quisiera agradecer el espacio para decirles que leí con sumo cuidado y respeto en grande las palabras del Maestro Jorge Alberto Manrique, Maestro de maestros y quien, pese al silencio de otros colegas, externa públicamente su rechazo a las obras innecesarias que pretender hacer al Convento de la Merced, arquitectura por demás relevante del Centro Histórico de la Ciudad de México, publicada el día 26 de febrero pasado, en la pág. 7ª de Cultura, de este prestigiado periódico.

 

Esperé para esta sencilla nota y reconocer públicamente su compromiso social y académico, considerando el cúmulo de arquitectos que alzarían su autorizada y mejor facultada voz al respecto, pero ante el silencio de muchos otros que deberían haberlo hecho también, quisiera opinar que ese techo propuesto es una barbaridad, que no solo destruye las proporciones originales del claustro, sino que además afectaría irreversiblemente la composición histórico-arquitectónica de dicho inmueble.

 

Maestro Manrique, infinitas gracias, como siempre, es de los pocos valientes y fervientes protectores del patrimonio, y me uno a su petición: NO al techo del Convento de la Merced. Quienes hemos tenido la suerte de ver ese espacio, ya sea desde las rejas desde la plaza pública cercana o bien, disfrutar cada detalle arquitectónico visible cuando era posible entrar, nos llena de emoción tanta perfección estética y arquitectónica. Esos juegos de sombras con las puntas de diamante y el sol, esa proyección arquitectónica de los corredores, estuvieron 150 años en pie y pasaron los peores años de abandono del centro histórico y de lluvia ácida, y ahora nos dicen que “es para protegerlo”; espero no se les ocurra techar el kiosko morisco o toda la Catedral Metropolitana, ¿solo por proteger? como ocurrió en Puebla con el Fuerte de Guadalupe.

 

Agradezco como ciudadana y como interesada en el patrimonio histórico inmueble de México su nota periodística, y me sumo a su participación y punto de vista frente a esa intención devastadora para la Merced.

 

Carta al Correo Ilustrado del periódico La Jornada / ya publicada/

 

Atentamente
Arqlga. Elsa Hernández Pons

Suscribe: Entradas | Comentarios

Derechos de autor © Investigadores del INAH 2013 | Investigadores del INAH es orgullosamente desarrollado por WordPress and Ani World.